Si tienes alg√ļn recuerdo de la escuela, si est√°s preparando a tus hijos para ella, o en cualquier otra circunstancia en la que esta idea se te haya pasado por la cabeza, probablemente est√©s interesado en saber cu√°l es la ortograf√≠a, c√≥mo podemos definirlo, y varias otras cuestiones relacionadas con esta tarea.

En efecto, la ortograf√≠a, lo que nos acecha durante nuestras etapas formativas, no es m√°s que un conjunto de reglas y convenciones que rigen la escritura de un idioma, en este caso el espa√Īol y que, por tanto, se contemplan dentro de l.a la gram√°tica normativa.

El origen de la graf√≠a viene dado por el lat√≠n, de la palabra ‚Äúortographń≠a‚ÄĚ, que a su vez deriva del griego ‚ÄúŠĹÄŌĀőłőŅő≥ŌĀőĪŌÜőĮőĪ‚ÄĚ, que podr√≠amos traducir como ‚Äúescritura correcta‚ÄĚ.

De esta forma, en definitiva, es posible afirmar que la graf√≠a representa una serie de reglas y acuerdos que hacen que el forma correcta o correcta de escribir, en el intento de evitar “errores” en la ortograf√≠a y respetar las reglas impuestas por la lengua a lo largo del tiempo.

Llegados a este punto, podemos decir que el motivo de la ortograf√≠a es intentar preservar lo que se denomina “unidad ling√ľ√≠stica” en la lengua, pr√°ctica que no es nada sencilla, sobre todo en casos como el espa√Īol, que se habla en tantas diferentes sitios.

Como parte de tu proceso de homogeneizaci√≥n De los principios que rigen los c√≥digos ling√ľ√≠sticos, tambi√©n se incluyen las expresiones de quienes adoptan esta lengua -o cualquier otra- como segunda lengua, evitando as√≠ una diversificaci√≥n de la lengua.

En el caso de nuestra lengua, esta tarea corresponde a la Real Academia Espa√Īola de la Lengua, con sede en Espa√Īa, aunque existen instituciones complementarias en otras partes donde tambi√©n se ha adoptado el espa√Īol: en Estados Unidos, Asia o √Āfrica.

Con la uni√≥n de todos ellos surge la Asociaci√≥n de Academias de la Lengua Espa√Īola, autora de las diferentes versiones del Ortograf√≠a del idioma espa√Īol, una serie de afirmaciones sobre la escritura en nuestro idioma, que est√° en l√≠nea con estas pol√≠ticas de unidad ling√ľ√≠stica.

Luego están las ramas especializadas de la ortografía, como las que aseguran el uso oportuno de signos ortográficos que no son letras sino símbolos, como las comas, los puntos, los signos de exclamación e interrogación, las comillas y muchos otros que enriquecen nuestro lenguaje, en una época en la que la escritura virtual sigue ganando terreno.

Qué es la ortografía, ejemplos y cuál es su importancia