El hecho de que un perro lama mucho no debería, en principio, ser motivo de preocupación. Ahora bien, si notas que tu mejor amigo lo hace con demasiada frecuencia y, además, con mucha intensidad, debes estar alerta y ver si hay algún destino de alarma. A lo que hay que prestar atención es al zona donde el perro lame, la frecuencia con la que lo hace y, si además de lamerse, también muerde.

Cuando un perro lame mucho puede ser síntoma de alguna enfermedad física o mental. A continuación hemos seleccionado aquellas que, según los veterinarios, son las principales razones que pueden explicar por qué un perro tiene un lamido excesivo.

Estrés

Los expertos advierten del aumento exponencial de perros y gatos que sufren estrés. Los perros son animales de costumbres, por lo que es fundamental llevar consigo un rutina perfectamente establecida. Además, aunque existen razas más independientes que otras, todos los perros necesitan compañía y jugar con sus respectivos dueños. Por tanto, las causas del estrés en los perros son en la gran mayoría de los casos dos: falta de rutina y soledad.

Dolor en las articulaciones

A medida que los perros envejecen, al igual que los humanos, sufren dolor en las articulaciones. La artritis es una enfermedad muy común en los perros grandes que consiste en la inflamación de las articulaciones, lo que provoca dificultad en los movimientos y mucho dolor.

Alergias a los alimentos

Otro motivo que puede explicar por qué el perro lame mucho es que tenga algún tipo de alergia alimentaria, lo que se acompaña de la pérdida del pelaje y del aparición de heridas o erupciones. Si ha introducido algún tipo de cambio en su dieta y luego ha observado que su peludo lame en exceso, lo más probable es que esta sea la causa.

Parásitos externos

Los parásitos externos, como las pulgas, también pueden causar irritación de la piel del animal. Al igual que ocurre con las garrapatas, el signo más evidente de la presencia de pulgas en los perros es el picor intenso, que provoca que el animal se rasque con fuerza.

Sarna

Y finalmente, sarna. Es un enfermedad de la piel causada por un ácaro. Dependiendo del tipo y estado de salud del dueño del perro, puede transmitirse a los humanos.

Razones por las que un perro se lame mucho