Las nuevas tecnologías han sido una parte esencial de nuestra vida durante muchos años. Esto implica que están presentes en todas las actividades que realizamos a diario, como las compras. Hace unos días, el pequeño gigante de los supermercados, Gorilas, nacida en la pandemia y con tan solo diez meses, anunció que estaba abriendo su primera tienda en España.

Aunque nos equivocamos si pensamos que Gorillas es un supermercado más. Lo primero es que no encontraremos tienda física del establecimiento. En el establecimiento son solo sus empleados quienes son quienes preparan el contenido de los paquetes para llevarlos a casa.

Y aquí es donde está la magia de los gorilas. Según la nueva cadena alemana, prometen que la compra que realicemos estará disponible en casa en diez minutos. Algo casi impensable si vemos cómo se ha ubicado la primera sucursal española en la capital, Madrid.

Supermercado 100% online

Del lema de la empresa, “Mas rapido que tu”, las intenciones son claras desde el principio. La pequeña empresa alemana promete llevar nuestra compra de alimentos a nuestra casa en diez minutos.

Además, la distribución también tiene un monto bajo pagado por el cliente (1,80), lo que hace que su negocio sea realmente atractivo. Su catálogo cuenta con más de 2.000 productos, apostando por el comercio fresco y local.

Otro de los puntos fuertes del supermercado Gorilas que ha llegado a España es la gran cantidad de repartidores que tiene en cada zona de actuación. Unos 2.000 ciclistas pasarán por la ciudad para tomar el tiempo establecido de 10 minutos, con contrato por horas y con una bicicleta eléctrica cedida por la propia empresa.

Presencia en Europa

La empresa nació en Alemania en medio de la pandemia a manos de los turcos Kağan Sümer. El negocio se ha expandido como espuma por toda Alemania, y posteriormente por toda Europa donde ya están presentes en países como Bélgica, Holanda, Francia, Italia, Reino Unido y ahora España.

El objetivo es empezar por Madrid, pero en los próximos meses la compañía aspira a abrir su propio negocio en otras ciudades como Barcelona, ​​Málaga o Marbella.


el supermercado fantasma que te lleva la comida en 10 minutos