La temperatura corporal siempre ha sido un indicador de cuán buena o mala puede ser la salud de una persona. Medirlo, por tanto, es importante. Es necesario saber cuál es el rango ideal o saludable. Ese límite fue establecido en 1851 por Carl Reinhold August Wunderlich, padre de la termometría clínica. Afirmó que el rango “normal” era de 37 ºC. Sin embargo, actualmente existen estudios que indican que, con el tiempo, la el cuerpo humano se esta enfriando. Esta afirmación ha sido sorprendente, ya que la mayoría de la gente cree que la temperatura corporal es estable.

El homo sapiens, como una gran cantidad de animales, tiene mecanismos termorreguladores. Estos son sistemas vitales, que tienen la misión de mantener el cuerpo funcionando al máximo, independientemente de las condiciones ambientales.

Ejemplos de lo anterior se pueden ver en casos de calor excesivo, escenarios que provocan la dilatación de los vasos sanguíneos. Esto con el tienen como objetivo expulsar los excesos a través de la transpiración. Por el contrario, cuando siente mucho frío, esos mismos vasos se contraen para evitar la pérdida de calor corporal.Frío

Mecanismos de medida

Se utilizan termómetros que han variado en su composición y funcionamiento a medida que la tecnología ha evolucionado. En un principio se utilizó una línea de mercurio, en la actualidad el uso de este mineral está prohibido debido a su alta toxicidad. Se cambió a galinstan, una mezcla de galio, indio y estaño, que tienen buena sensibilidad y no son tóxicos. Los más modernos son digitales, mucho más barato y más preciso.

Los lugares del cuerpo para medir la temperatura son la axila, debajo de la lengua y el recto.. El más adecuado es el último, pero no suele ser el preferido. La medición de la axila es la más popular, aunque la menos precisa. Con los termómetros digitales, se han diseñado modelos para niños como chupetes, los punteros láser se hicieron muy populares después de la pandemia Covid 19.

La temperatura corporal varía dentro de su rango normal.

Al igual que la huella dactilar, la temperatura es particular de cada persona y depende de sus circunstancias. Es decir, puede variar según las actividades que realices. En estado de reposo es menor que cuando, por ejemplo, practicas deporte o estás bajo presión en el trabajo. En diferentes personas puede variar entre 36,5ºC y 37,5ºC.

Estudios que indican que el cuerpo humano se está enfriando

Diferentes equipos científicos y médicos han rastreado comportamiento de la temperatura del cuerpo humano a lo largo de diferentes momentos históricos. Después de recopilar y analizar los datos, las conclusiones son claras: el cuerpo humano se está enfriando cada vez más.

Los resultados obtenidos indicaron que el 37ºC en promedio de antaño han estado cayendo 0.03ºC por década. En concreto, en el caso de los habitantes de Estados Unidos, el descenso es de medio grado centígrado respecto a los niveles de hace 150 años. Y hay razones para pensar que esta variación es mundial.Hace frío

Las señales

Los investigadores encontraron que los hombres nacidos durante el siglo XIX tenían temperaturas de 0,59ºC más alto que el actual. En cuanto a las mujeres, la situación es similar. Desde 1890 ha bajado 0,32ºC, todo esto lleva a una media de 36,6ºC.

Para respaldar sus resultados, los investigadores presentaron dos pruebas. La primera es que Se mantiene la variación descendente entre los datos antiguos y modernos, independientemente del termómetro utilizado.. En segundo lugar, en mediciones de 1960 encontraron que las personas mayores mostraban temperaturas más altas que las más jóvenes.

Causas probables

El cuerpo humano se está enfriando cada vez más por motivos que tienen que ver con su constitución física. Desde el punto de vista microbiológico, el cuerpo humano ha sufrido cambios importantes. La ciencia, con sus contribuciones en antibióticos y vacunas, ha fortalecido el sistema inmunológico. Existe un mayor control de las infecciones y enfermedades que hace años inflamaron los tejidos corporales y elevaron la temperatura corporal.

No debe olvidarse que estos resultados concluyentes se aplican solo a los estadounidenses. Este tipo de trabajo necesita ser replicado en profundidad en otros países donde la salud ha mostrado mejoras sostenidas en el último siglo.. Solo entonces se podrá generalizar. Por el momento, se supone que la tendencia tiene un límite inferior, aunque se desconoce de qué se trata.

En resumen, Los avances en ciencia y tecnología aplicados a la medicina han llevado a un cuerpo humano cada vez más frío.. Otro aspecto que aún no se ha determinado, además de la confirmación de que el declive es a escala global, es cómo responderá la anatomía humana a los cambios provocados por el calentamiento global. A medida que hace más calor, ¿nuestro cuerpo seguirá enfriándose?

.

¿Sabías que el cuerpo humano cada vez es más frío?