Hace unas semanas os trajimos algunas de las teorías más seguidas sobre el origen del universo conocido que han sido estudiadas por cientos de científicos a lo largo del tiempo. En esta ocasión vamos a hablar de tres de las teorías más interesantes sobre el origen de la vida en la Tierra, lo que no quiere decir que sean los únicos, ni los últimos en darse.

Origen de la vida

El origen de la Tierra está determinado por el mismo origen que dio origen al sistema solar. Por lo tanto, hablamos de que la Tierra se formó junto con nuestro universo conocido, y como señala la teoría más seguida sobre el origen del universo, el Big Bang, fue producida por una mezcla de gases de gases que hicieron posible la articulación. creación de materia, espacio y tiempo.

Tras la gran explosión del Big Bang las partículas de polvo se esparcieron por el universo chocando entre sí creando planetas y protoplanetas, de los cuales, entre otros, surgió la Tierra.

De ahora en adelante, la tierra empezó a crear vida y existen diferentes teorías que explican el nacimiento de la vida en nuestro planeta.

Caldo primigenio

Es una metáfora utilizada por los científicos para ilustrar cuál habría sido el posible origen de la vida en nuestro planeta. Este concepto se atribuye al bioquímico ruso Alexander Oparin cuando, en 1924, postuló su hipótesis sobre el origen de la vida en la Tierra.

Es una de las teorías más seguidas y famosas del mundo que cuenta con el amplio apoyo de la comunidad científica.

Este postulado de Oparin se centra en el concepto conocido como “Sopa primitiva” en la que el origen de la vida se habría basado en una evolución química gradual a partir de moléculas basadas en carbono de forma abiótica. Esto significa que la primera muestra de vida en nuestro planeta vendría dada por una mezcla de gases que ya existían como el carbono, nitrógeno e hidrógeno, junto con energía eléctrica y rayos ultravioleta provocados por el clima y elementos geográficos.

El resultado de esto es que se generarían estructuras simples conocidas como ARN, un material que aún está en nuestras células y que conformaría el material necesario para hacer funcionar nuestro conocido ADN.

Teoría de la panspermia

La teoría de la panspermia se remonta a muchos años atrás. Ya en los postulados del filósofo griego presocrático Anaxágoras se podía ver cierta preocupación por el origen de la vida en la Tierra más allá de los dioses, en los que afirmaba que el Universo como tal fue creado por algo superior de una mente infinita.

Esta hipótesis, cuyo máximo defensor es el sueco Svante Arrhenius, Dice que es muy posible que la vida se generó en el universo conocido mucho antes que en la Tierra y que llegara a nuestro planeta en los restos de cometas o meteoritos que cayeron durante los años posteriores a la creación del sistema solar.

Arrhenius cree firmemente que algunas especies de bacterias viajan por el universo y pueden sembrar vida si encuentran las condiciones adecuadas para ello y la Tierra las cumple. Según el sueco, esta diminuta vida viajaría a través de las rocas y el polvo estelar que golpeó la Tierra al principio.

Esto significa que si la hipótesis de Arrhenius es correcta, hoy podría haber cientos de rocas y polvo de estrellas todavía sembrando vida en los mundos que nos rodean y desconocidos por el hombre, lo que llevaría a pensar que el universo podría haberse formado o están formando restos de vida similares a los de nuestro planeta.

Principios simples

Como postuló Alexander Oparin, el ARN habría sido necesario como factor activador para desarrollar el ADN. En contraste con esta hipótesis de Oparin encontramos la teoría de principios simples que indica que la vida en la Tierra podría formarse a través de organismos mucho más simples que el ARN.

Con esto, la idea del origen de la vida en la Tierra habría llegado gracias a organismos o moléculas mucho más pequeños que interactuaban entre sí mediante ciclos de reacción hasta que se formó la vida.

Esta misma teoría indica que estas pequeñas moléculas tendrían que encontrarse en cápsulas en forma muy diminuta y que, con el paso del tiempo, poco a poco se fueron haciendo cada vez más grandes hasta desarrollar vida.

Es una de las teorías más estudiadas y, junto con la de la Panspermia, una de las más seguidas por la comunidad científica como posible origen de la vida en nuestro país. A pesar de esto, la teoría del ARN formulada por Alexander Oparin sigue siendo la más consensuada y aceptada por el mundo científico para explicar nuestros orígenes.

.

Principales teorías sobre el origen de la vida en la Tierra